Elige el calzado idóneo con cautela

No todo calzado sirve para caminar, y menos si nos hallamos en épocas del año que exigen un calzado preciso, recuerda que tus pies serán tu tesoro en dicho viaje.

Dedica un tiempo a escoger el calzado idóneo con cautela

Escoger el calzado apropiado es idóneo para poder realizar esta aventura sin problema alguno; pues, lógicamente, cuanto más protegidos estén tus pies, más gratificante será la hazaña. Ten presente que cada terreno y cada estación de año exigen un calzado en concreto; de allí que, olvídate de ponerte cualquier par de zapatillas que encuentres de por medio. En este viaje espiritual tu calzado será tu aliado para proteger a tu único tesoro en este viaje sagrado, la salud de tus pies. Las zapatillas convencionales suelen ser demasiado flexibles y, como resultado, no permiten un agarre sólido al terreno, además de que amortiguan muchísimo menos.

La elección de un buen calzado es un tema prioritario si se anhela llegar a Santiago de Compostela en un estado intacto, lógicamente los requisitos con los que debe contar dicho calzado dependen de varios factores como la época del año, preferencias y particularidades de cada persona en concreto. En términos generales el calzado debe ofrecer comodidad, ligereza y permitir la transpiración.

¿Estás pensando en hacer el Camino con tu amig@ del Alma?

Si quieres te damos una llamadita?




     

    No debes usar calzados con una talonera muy blanda, pues esto aumentará la posibilidad de que se produzcan lesiones inesperadas, lo suyo sería una suela dura que pueda mantener el talón en una buena posición y una talonera relativamente blanda para amortiguar cualquier golpe que pueda sufrir el talón de aquiles. Con respecto al piso, es aconsejable que sea de caucho con el fin de ofrecer una mayor adherencia, y que se desgaste en menor medida tras andar por diferentes superficies. También es importante que la lengüeta este acolchada para brindar un mayor confort protegiendo, por ende, la salud del empeine.

    Y ya como último consejo, jamás uses un calzado nuevo, pues sólo de esa manera se podrá evitar rozaduras y ampollas derivadas de un pie no acostumbrado al área del calzado. Cuanto más adaptado este tus pies al calzado mucho mejor.

    e historia, recuerdos de acontecimientos divinos, sagrados y bélicos; y todo ello, plasmado como si de una hoja de papel se tratara en cada una de las estructuras y monumentos que se hallan en su recorrido.

    Valorar la importancia de cada sendero en particular junto con sus características terrenales y metrológicos hará que la elección de una vía en particular sea un camino de rosas.

    Desde aquí te alentamos a informarte sobre cada sendero en cuestión en nuestra misma página, seguro que tras dedicarle un rato tendrás repuestas sobre aquello que buscas.

    Sí, estoy pensando en hacer el Camino con mi Compañer@, pero Prefiero Recibir la Información por Email

     




      Deja un comentario

      Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

      Ir arriba